Sidebar

23
Jue, May

El teatro Nô es interesante como literatura porque sus textos son densos y bellos

-Además de ser fundador y director del Noh Training Project en Japón, EEUU y Gran Bretaña, usted es profesor de artes escénicas asiáticas en la Universidad de Musashino, en Tokio, Concretamente en el teatro Nô, usted interviene como actor y como instructor, lo cual es bastante excepcional. ¿Cómo se inició en el Nô y cómo fue posible todo esto?

Emmert: La primera vez que oí algo sobre el teatro Nô fue cuando era estudiante en el Earlham College en Indiana, EEUU, en 1970. Un profesor de teatro, Arthur Little, había estado en Japón y escribió una obra del Nô en inglés para entender la estructura del Nô. Su colega de la Facultad, el profesor de música Leonard Holvik también había estado en Japón, así que el profesor Little le pidió componer la música para su obra en el estilo del Nô. Ambos decidieron impartir un seminario sobre el Nô para los estudiantes, y yo me enrolé porque me disponía a viajar a Japón por primera vez. En ese seminario leímos algunas obras del Nô traducidas, vimos un film y escuchamos unas grabaciones de la música del Nô. A mediados de aquel semestre trabajamos sobre la obra de los profesores Little y Holvik titulada San Francisco.

-¿Se trata de San Francisco Javier, el jesuita vasco que fue a Japón en 1549?

Emmert: No. Nuestro San Francisco era el de Asís. En esta obra fui elegido para interpretar el rol del shite, que encarna al personaje principal. Durante aquella primavera dimos varias actuaciones de esa obra y al final del curso académico nos pidieron volver a representarla en el fin de semana de las graduaciones. La semana siguiente hicimos un film que aún guardo en DVD. Más tarde, cuando ya estaba en Japón, quería estudiar la música japonesa y empecé a practicar la flauta shakuhachi. Pero también fui a ver varias actuaciones del Nô y así pude hacerme una idea de la diferencia entre nuestro espectáculo de estudiantes y el teatro Nô de verdad. Cuando fui a Japón por segunda vez, en 1973, encontré a un actor del Nô, Akira Matsui, y decidí tomar lecciones sobre el Nô clásico con él.

-¿Qué le atrajo más en principio del teatro Nô?

Emmert: Esto es más difícil de explicar. Decidí estudiar el Nô porque me habían pedido que dirigiera la música para una nueva versión de San Francisco que se iba a presentar en Tokio. Acepté hacerlo, pero me pareció que realmente tenía sentido estudiar el Nô con un profesor japonés. Me presentaron a Akira Matsui y el aliciente fue muy práctico porque así podía dirigir la música y aprender más sobre el auténtico teatro Nô.

- De todas formas, usted estudió a fondo la música del teatro Nô.

Emmert: Efectivamente, aprendí todos los instrumentos. Aquellos fueron años de una práctica muy intensa.

- ¿Tuvo que aprender japonés para actuar en el teatro Nô?

Emmert: Cuando comencé a estudiar el Nô con un maestro profesional ya había estudiado japonés durante varios años. No era imprescindible, pero fue una gran ayuda al estudiar con un profesor que sólo hablaba japonés.

- Usted ha participado en la publicación de varias guías editadas por el Teatro Nacional Nô de Tokio. ¿Qué opinión le merece el Nô como literatura?

Emmert: Esas guías sirven de orientación para entender las representaciones de varias obras. Hice la traducción de una obra, El río Sumida, pero más con vistas a su representación que como una traducción literal del texto. Por supuesto, el teatro Nô es interesante como literatura. Los textos son densos y bellos tanto en el original como en algunas de las mejores traducciones que he leído. Como actor cuyo interés va más hacia la actuación, encuentro interesante que el texto me ha ido atrayendo más con el tiempo. Creo que es la razón por la que llevo implicado en el Nô desde hace más de cuarenta años y todavía descubro cosas nuevas. Dicho esto, no pienso en el Nô sólo como texto. Lo pienso como espectáculo. Sé que hay un buen número de japoneses y de no japoneses que son expertos en la literatura japonesa y que consideran el Nô sobre todo como literatura. Pero el estilo de la actuación es más decisivo que el texto para la representación.

- ¿Así que el Nô es, sobre todo, la representación?

Emmert: Cuando la gente discute sobre lo que es el Nô, siempre pienso que es el estilo de la actuación lo que importa, no el texto o las máscaras. El Nô es como la ópera. Si se coge un texto de una ópera de Mozart y se representa como una obra hablada, ya no es una ópera. De igual forma, si se coge el texto de una obra clásica del Nô y se representa como una obra hablada, ha dejado de ser un Nô. Por otro lado, si tomas el texto de una ópera y lo actúas usando las técnicas del Nô, se convierte en una representación del Nô. Si tomas un texto clásico del Nô y lo actúas como una ópera, se convierte en una ópera. Al menos es lo que pienso.

- Por lo tanto, el Nô es muy diferente del teatro realista ¿Es correcto?

Emmert: Por supuesto, es absolutamente estilizado en cuanto al uso del cuerpo y de la voz. Es muy diferente del teatro realista.

- ¿Cuál es el mayor atractivo del Nô para alguien que no conoce la obra?

Emmert: Creo que es muy diferente de una persona a otra. Yo siempre estoy muy atento a la estructura de la representación en lo concerniente a la música. Estoy seguro de que otros se fijan en diferentes aspectos del espectáculo. Por supuesto, mucha gente que no conoce la obra suelen seguir atentamente el texto o al menos algún resumen de la obra. Así que hay muchas formas de apreciar la representación. Es como en la ópera, ciertas personas se interesan más por la música que por la historia en sí. Cuando la gente se siente afectada y conmovida por el Nô puede ser debido a la historia, a la música o al movimiento, o puede ser por la forma en que la música y el movimiento comunican la historia.

- ¿Cuál es el factor más decisivo para actuar de forma eficiente en el Nô?

Emmert: Bueno, para un actor lo más importante es ejecutar el canto correctamente. Siempre digo que un gran actor no parecerá tan grande si tiene un coro o unos músicos hayashi mediocres detrás de él. Por otro lado, un actor mediocre puede parecer realmente bueno si cuenta con un buen coro y unos buenos músicos.

- Centrándonos ahora en el NTPUK ¿cómo es el desarrollo de las clases en este próximo curso intensivo?

Emmert: El curso son doce días, mañana y tarde, de prácticas en grupo e individuales. Estas prácticas se desarrollan en un auténtico teatro Nô construido en la Universidad Royal Holloway. Los estudiantes emplearán los abanicos, las máscaras, y los instrumentos musicales preceptivos. Además, recibirán los textos y los gráficos de las coreografías practicadas. Al final de las sesiones, se proyectan vídeos sobre representaciones de diferentes obras del Nô, comentados por el instructor. Los estudiantes tendrán acceso a la colección de libros sobre el Nô que posee esta Universidad. Como broche del curso, tendrá lugar un recital de los participantes.

- Profesor Emmert, muchas gracias por su amabilidad. Espero y deseo que este curso tenga tan excelente respuesta como en las ediciones anteriores.

El Noh Training Project anuncia su curso intensivo de verano en la Universidad Royal Holloway de Londres.

El Noh Training Project UK se fundó en 2011 y es una organización sin ánimo de lucro dedicada a proporcionar un entrenamiento práctico sobre el teatro clásico Nô de Japón. El NTPUK se centra en impartir cursos intensivos cada verano que van dirigidos a actores, profesores, estudiantes, y músicos interesados en aprender más sobre este ejemplo único de Teatro Total. El teatro Nô es una forma artística multidisciplinaria que combina actuación, danza, canto, música, máscaras, vestuario, y la poesía de antiguas historias, en un espectáculo destinado a producir una intensa experiencia estética. Desarrollado por el filósofo y dramaturgo Zeami hace más de seiscientos años, el Nô es el teatro más longevo representado en la actualidad y está viendo un creciente interés tanto en Japón como en el resto del mundo. El Nô ha inspirado a artistas occidentales como Britten, Yeats, Copeau, Grotowski, Barba, Oida, Bogart, y Brook. Los conceptos estéticos y técnicos que animan el teatro Nô continúan informando el trabajo de muchos realizadores contemporáneos.

El curso intensivo de verano se celebrará en la Universidad Royal Holloway donde se dispone de un auténtico teatro Nô, el Handa Noh Stage. Las clases tendrán lugar del 27 de junio al 9 de julio de 2016. No se requiere experiencia previa y habrá un curso especial para principiantes. El curso de 12 días será impartido por Richard Emmert, un actor del Nô e instructor certificado por la escuela Kita y también fundador del NTP en Japón y EEUU. Es también fundador y director artístico del Theatre Nohgaku, una compañía internacional que presenta espectáculos del Nô en japonés y en inglés desde el año 2000 en EEUU, Asia, y Europa. Emmert dirigirá las clases sobre los movimientos (coreografías y katas), música y canto. Una vez más, y como viene siendo desde hace tres años, el NTPUK contará con las clases magistrales del maestro Akira Matsui, nombrado "bien cultural" por el gobierno japonés en 1998.

Para más información: http://nohtrainingprojectuk.org/

Julián Herrero, 11 de junio de 2016.