Sidebar

12
Mar, Nov

Sei - Dantzaz

A lo largo de los primeros dos fines de semana de octubre, comenzando con las actuaciones el viernes, se desarrollará la programación de la 37ª edición de las Jornadas de Teatro de Getxo, donde las compañías vascas serán las protagonistas indiscutibles.


A pesar de que el grueso del programa es de sala, también se podrá disfrutar de propuestas de calle para toda la familia los sábados y domingos de ambos fines de semana en la Plaza San Nicolás de Algorta. La contorsionista Shakti Olaizola será la encargada de iniciar estas actuaciones con la pieza ‘Baldin bada’, un canto a la libertad individual, a dejarse llevar por la imaginación, la creatividad, el circo o la pintura; y Organik, por su parte, presentará el domingo 6 la pieza de danza ‘Sardiña freskue!’, donde continúa su interés por el mundo de la mar y el lugar de las mujeres en éste. Después de las rederas, ahora es el turno de las sardineras de Santurtzi. El sábado siguiente será el turno de la pieza de clown y teatro físico ‘Yijaaa!!!’ de Goitibera, donde a través de originales inventos, la música y la ilusión, trasladarán al publico a un loco universo con estética inglesa de principios del siglo. Y el domingo se podrá disfrutar de la propuesta de carácter popular ‘Porrusalda’ de Kiliklon.

La Sala Ereaga de Muxikebarri acogerá todas las representaciones de sala, donde se irán intercalando tanto propuestas para adultos como para público infantil. La versión del clásico ‘Pinotxo’ de Glú Glú Producciones será la primera de las representaciones el día 4 de octubre, un trabajo para público infantil. El 5 Ados Teatroa representará ‘Dublineses’, espectáculo basado en el texto de James Joyce, que se define como un relato tan sencillo como profundo sobre lo efímero de la vida, sobre el amor perdido de la juventud, y sobre unas vidas corrompidas por la nostalgia y el engaño. Al día siguiente la protagonista será Dantzaz con la pieza ‘Sei’.

El día 11 la cita será con el teatro para niños y niñas que llegará a cargo de Marie de Jongh y su trabajo ‘Izar’, donde narran la historia de una niña de seis años que está a punto de convertirse en una pianista de fama mundial. El sábado 12, Tespis Teatro representará ‘El veneno del teatro’, que tiene como fin contemporanizar este clásico de Rodolf Sirera; una obra que cuestiona realidad y ficción, las dos caras de una moneda, interesantes en tanto en cuanto existan cada una con sus características, pero si la ficción quiere ser realidad, entonces deja de ejercer su influencia y pierde su valor. El espectáculo de clausura subirá al escenario el día 13, y es ‘Ghero’, propuesta que surge de un trabajo en común de Tartean Teatroa y Euskaltzaindia para celebrar el Centenario de la Academia de la lengua vasca. La obra es un ejercicio de admiración, extrañeza y complicidad ante el fenómeno de la supervivencia de esta lengua pre-indoeuropea. Nueve historias, nueve poemas teatrales, orbitando alrededor del planeta euskera.