Sidebar

21
Vie, Sep

La Red Española de Teatros, que representa de forma indirecta a más de 700 espacios de exhibición escénica distribuidos por todo el territorio nacional, considera que se trata de una medida que nos acerca a los estándares europeos y que, “por su bajo coste y su enorme contribución a la sostenibilidad del sistema teatral público”, puede ser especialmente “eficiente”. Para los responsables de la asociación, una reducción del IVA en los contratos artísticos similar a la aprobada para el precio de las entradas aportaría beneficios de mayor impacto.


La Red Española de Teatros, Auditorios, Circuitos y Festivales de Titularidad Pública urge a una reducción sustancial en el tipo del IVA que grava en la actualidad la contratación artística, al entender que “afectaría homogénea y positivamente a toda la población y, de forma expresa, a los teatros públicos”, ya que como sujetos pasivos del impuesto están inhabilitados para repercutirlo. La asociación, que reúne de forma indirecta a más de 700 entidades de todo el país, reclama un tratamiento similar al que las artes escénicas reciben en otros países europeos: “En muchos de ellos se practica lo que se conoce como la excepción cultural por cuyo medio, además de proteger en muchos casos su producción cultural de la devastadora lógica de mercado,  la someten a unos tipos impositivos reducidos. España, desafortunadamente, ha caminado por la senda contraria”.

En un comunicado, la Red subraya que esta medida es “necesaria, posible y urgente” y añade que constituye una inversión del Estado en cultura, una medida que “por su bajo coste y su enorme contribución a la sostenibilidad del sistema teatral público, puede ser especialmente eficiente”. Según los datos de la SGAE, durante el periodo 2008-2016 se han perdido un 31,95 % de los recintos que exhibían espectáculos y se ha reducido en un 33,9 % el número de funciones programadas. Datos que, subraya La Red, se han traducido en un descenso de más de 30 puntos en el número de espectadores y prácticamente 12 en el caso de la recaudación. Así, reiteran, “cada punto del IVA incrementado en la contratación artística se ha trasladado como un aumento del gasto improductivo a los presupuestos” y, por consiguiente, ha complicado “la gestión del impacto de la crisis en los teatros públicos”. “El debilitamiento de la exhibición —añaden— arrastra negativamente a toda la cadena de valor del sistema escénico: se crean menos espectáculos y los que se llevan a escena tienen un menor volumen de producción”.

La Red asegura que la mayoría de los teatros de titularidad pública, al no ser sujetos pasivos del impuesto, no están facultados para deducirse el IVA que soportan. Por tanto, “el aumento del IVA es un incremento improductivo de su gasto, de manera que, paradójicamente, se les somete vía impositiva a una minoración de sus recursos cuando más los necesitan”. Para los responsables de la asociación, una reducción del IVA en los contratos artísticos similar a la aprobada para el precio de las entradas, “por su alcance y efecto generalizado”, aportaría beneficios de mayor impacto.

Aunque La Red valora muy positivamente la rebaja del IVA al precio de las entradas de espectáculos teatrales, subraya que es una medida insuficiente que no beneficia al conjunto de los operadores del sistema escénico español, cuyos precios responden a tasas públicas. En consecuencia, valoran que esa reducción “no afecta de manera homogénea a toda la población”. La bajada del tipo en la contratación artística, sin embargo, paliará el debilitamiento de la exhibición y reportará “más oportunidades para los creadores y para los profesionales que llenan de vida los escenarios”. De forma complementaria, aprecian que esta reducción permitiría a los espacios escénicos no solo servir a los espectadores activos, sino “incrementar sus audiencias y construir nuevos públicos”. Los teatros públicos confían en que esta medida les permita recuperar, asimismo, una cierta capacidad de gasto para afrontar la renovación de instalaciones e infraestructuras, muchas de las cuales fueron creadas en los años ochenta, y adaptarse a los cambios en el consumo de ocio y el uso de las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación. 

Los espacios públicos, concluye la Red, son un elemento esencial para que “pueda expresarse una buena parte de la capacidad creativa de nuestro país, un elemento esencial para la consolidación de la marca España”. Por todo ello y dado que la actual coyuntura económica lo permite, finaliza la Red, solicita a las autoridades “la reducción del IVA aplicado a la contratación artística hasta situarlo también en el entorno del 10 por ciento porque, tal y como ha reclamado el tejido profesional de las artes escénicas, es una medida necesaria, posible y urgente”.

 


 
 
 

Nuevo número de la revista ARTEZ

Visita nuestra librería online

Todos los libros de la editorial artezblai