Sidebar

22
Mié, May

La Sala Tarambana de Madrid sigue reforzando su apuesta por la plena inclusión artística y programa 'Sybila', obra en la que comparten escenario Luciana Pereyra y Mariu del Amo, ésta última con discapacidad visual. Esta performance-concierto con video creaciones y dirección de Monika Rühle podrá verse el 10 de enero.

 

'Sibyla' es una performance concierto con videoproyecciones de la Compañía Contando Hormigas y La Casa Colorada Producciones interpretada por Mariu del Amo y Luciana Pereyra (que también se encarga del espacio sonoro), ambas en el papel de las múltiples caras de Sibyla. La obra habla de las mujeres y de la feminidad. Sibyla son todas las mujeres, las mujeres de hoy y las mujeres que vendrán en el futuro.

El proyecto cuenta con textos Pilar Campos Gallego y con la dirección, vídeos, vestuario, iluminación, diseño gráfico y producción de la creadora Monika Rühle.

Sinopsis

Sibyla, la poderosa profetisa del mundo antiguo, es el personaje central de un concierto-performance con videoinstalación. Sibyla está desdoblada en dos cantantes-performers.

El espacio sonoro es envolvente y estático; el sonido se genera y procesa en directo mediante el uso de micrófonos, amplificadores, altavoces y programas de audio que distorsionan y multiplican las voces de las dos actrices-cantantes.

Las videoproyecciones ocupan la totalidad de la pared del fondo de la escena, y el flujo de imágenes nos permite adentrarnos en la gruta de la Sibyla y recorrer sus dominios, conocer la multiplicidad de las diferentes Sibylas de la historia pasada y de la actualidad, recrearnos en la contemplación de diversos fenómenos naturales y azarosos, o incluso consultar a los oráculos si buscamos resolver las dudas que nos inquietan.

Sibyla es un viaje en el tiempo y en el espacio. Un recorrido inspirador que induce al espectador a entrar en un estado mental diferente.

En palabras de Monika Rühle, directora

"La Sibyla habla de todas las mujeres desde la herencia y el atavismo. Habla de la mujer valiente pero también de la mujer que tiene miedo, de la que se defiende y de la que ataca, de la mujer poderosa y de la mujer que hace de su debilidad una fuente de poder. La Sibyla es orden pero es sobre todo desmesura, destrucción y fuente de constante creación. Es la mujer herida, es la mujer que hiere, es la inteligencia y la amenaza. Sibyla es la sombra en la luz. Es la tristeza de todas las mujeres que no tienen voz y las silenciadas por gritar demasiado. Sibyla somos nosotras, las que somos en este momento y las que seremos en el futuro". Pilar Campos Gallego (autora de los textos del montaje).

El proyecto Sibyla parte de mi deseo de entrar en la gruta de la Sibyla en Cuma, pueblo cercano a Nápoles, para filmar el trayecto que recorrían los deseosos de saber su futuro antes de llegar a encontrarse con el veredicto de la Sibila. Entrar en la gruta es enfrentarse a lo desconocido, a lo oscuro y misterioso, a la propia muerte. Siento la fascinación por el poder de la profecía, expresado en estado de éxtasis o trance por 100 voces distintas. Quiero cruzar simbólicamente el río Estigio para entrar en el Inframundo acompañada por la Sibyla, al igual que lo hizo Eneas."