Sidebar

21
Sáb, Jul

Acto III - Foto Estrella Valiente

Naves Matadero presenta en coproducción con Veranos de la Villa, 'Trilogía Antropofágica', de la creadora uruguaya Tamara Cubas. Tres piezas que han consolidado la trayectoria internacional de esta artista cuyos trabajos se caracterizan por su fuerza dramática, “fisicalidad” extrema y una constante reivindicación de la memoria. Los jóvenes entre 16 y 26 años con JOBO (Bono Joven Cultural) podrán acceder gratis a todas las funciones.

 

En 'Trilogía Antropofágica', Tamara Cubas fagocita tres obras escénicas brasileñas actuales y las digiere para producir algo nuevo. “La antropofagia era un ritual practicado por los indios Tupis de Brasil que se comían al enemigo capturado. Abrían la boca para ingerir al otro, dejarle entrar y saber que de la digestión nacería un encuentro y un ser impredecible. Comer al otro para modificarse, dejar entrar para transformarse de forma orgánica. La antropofagia consiste en una cultura centrada en la asimilación y en la comunicación presencial, corpórea, erótica”, explica la investigadora y bailarina Lucía Naser.

ACTO I / PERMANECER (14 y 15 de julio. Nave 10. Entrada libre. 19:30h. a 00:30h)

Obra digerida: Vestigios de Marta Soares

“Nos erguimos sobre un suelo inestable que únicamente logra renovar nuestro espíritu vibrátil”, dice Tamara Cubas. Permanecer propone al público relacionarse con la pieza desde una visión micro-política. Permite la construcción de una identidad colectiva en tensión con los acontecimientos sociales y políticos contemporáneos. El espectador es invitado a convertirse en materia sobre una plataforma cubierta de carbón y en constante movimiento. Se le invita a permanecer de pie, durante un tiempo de exposición marcado por la llegada de un otro, que lo relevará con su estado de permanencia singular. No habrá pacto, ni acuerdo, habrá solo acontecimiento. La yuxtaposición de estas singularidades creará la identidad de un nuevo colectivo. "¿Habrá metáfora más fuerte que estas escenas que hablan del trabajo duro y sucio y de la inestabilidad geopolítica de los países sudamericanos?”, se pregunta Antonio Pintos Riveiro. “Cada espectador que sube al monte de carbón quiere decir que aún no ha desistido. Reivindica una intervención, un papel en la historia y por eso resiste mientras la tierra tiembla”.

ACTO 2 / RESISTIR (17 y 18 de julio. Nave 11. 20:30h. 15€)

Obra digerida: Matadouro, obra de Marcelo Evelin.

“La obra Resistir es un ritual en búsqueda del salvajismo o animalismo. Una práctica de resistencia al encapsulamiento y mercantilización del deseo, la capitalización del cuerpo, la institucionalización de las relaciones y la jerarquización de la forma”, explica Cubas. Los performers, a través de la colaboración grupal que llevan a cabo y sobre el terreno inestable que pisan, hacen visible el proceso de conversión hacia una forma de vida sin soberanía alguna. Con un ritmo sostenido, atávico y mántrico, el público se empapa de los efectos vibrátiles que transmite el grupo y se contagia de la necesidad de mantener la resistencia. “La resistencia como una potencia y ampliación del campo de lo posible. Resistencia como vector de fuerza transformadora. Resistencia como adaptación y auto-organización”.

ACTO 3 / AVASALLAR (20 y 21 de julio. Nave 11. 20:30h. 15€)

Obra digerida: Pororoca, de Lia Rodriguez

En esta última pieza de la 'Triología Antropofágica', Cubas presenta una obra con cuerpos y seres que parecieran en continuo estado de emergencia, de desazón, casi de salvajismo que cuestionan la idea positivista del progreso.

“El estado de emergencia y resistencia persiste en la ontología del ser colectivo. El ser social, político y cultural contrapondrán aún sus fuerzas a una idea positivista del progreso. Los muros que solo unos pocos proclaman no serán los velos que escondan las fuerzas de sus merecidos derrumbes. Ya no será válido el estado de alerta; ya no será válida una contra hegemonía. No habrá centros, ni periferias, tampoco alienados, ni desalienados, ni cosmovisiones que guíen lemas en nuestros días. Ya no será necesario el acuerdo. Solo será avasallar”, Tamara Cubas.

Sobre Tamara Cubas

Licenciada en Artes Plásticas y Visuales (Uruguay) y Master en Arte y Tecnología en EMMA (Holanda), Tamara Cubas ha bailado con el coreógrafo brasileño Marcelo Evelin Luciana Achugar y realizado audiovisuales para Contradanza (Uruguay), Demolition Inc y The Meekers (Holanda), entre otros.

Es co-directora artística del colectivo Perro Rabioso, desde donde realiza proyectos culturales relacionados con la difusión, formación y producción artística, y directora de Campo Abierto, Centro de Promoción del pensamiento creativo ubicado en Rivera (Uruguay) donde lleva adelante una extensa programación y acciones culturales de carácter regional e internacional.

La huella de la dictadura uruguaya (1973-1985) en su biografía y en la memoria de su familia, exiliada en Cuba, es la base de muchos de sus trabajos. Esta reivindicación del recuerdo (y elogio a la vida) junto a la fuerza dramática de sus composiciones y su “fisicalidad” extrema, componen las marcas de su lenguaje. Sin embargo, en la 'Trilogía Antropofágica' la cuestión de la memoria está relacionada con una dimensión más ancestral asociada a la colonización europea.

Nuevo número de la revista ARTEZ


Visita nuestra librería online

Todos los libros de la editorial artezblai