Festivales

Estrenos, creación contemporánea y presencia de compañías internacionales señas de Tempora Alta 2014

90 espectáculos de ellos 256 estrenos absolutos y 27 coproducciones en 23 espacios de exhibición en Girona, Salt u otros municipios del entorno. Estos son los datos de la 23 edición de Temporada Alta que se desarrolla del 3 de octubre al 8 de diciembre. Peter Brook, Lupa, Marthaler, Castellucci, Mouawad y Fabre son algunos de los nombres del panorama teatral que figura en la programación de esta edición junto a otros como Angélica Liddell, Lluís Homar, Claudia Faci, Sol Picó, La Zaranda, Josep Mª Pou o María Pagés.

 

La bailarina y coreógrafa Sol Picó es la encargada de dar el pistoletazo de salida este año a un Temporada Alta con más vocación internacional. Lo hará en la pequeña sala La Planeta de Girona, el 3 de octubre, con su nuevo espectáculo, One-hit wonders. A este estreno absoluto -coproducción del festival- le seguirán 90 propuestas más a lo largo más de dos meses, en una programación que persigue el equilibrio entre la producción de nuevos espectáculos -27 en total-, la promoción de la autoría, la implicación con la creación contemporánea y el estreno de los mejores montajes internacionales en nuestro país -21 estrenos de 19 países diferentes. De esta manera, las salas de Salt, Girona y su área urbana se llenarán de teatro, danza –que se refuerza-, circo, música, propuestas familiares, cine -que se inició el pasado año- y de propuestas multidisciplinares. Un escaparate que, por sus líneas artísticas, cada año tiene una mayor proyección internacional y consolida Temporada Alta como un verdadero festival de país.

A grandes rasgos, el festival potencia sus líneas programáticas habituales y apuesta por ampliar las colaboraciones con teatros, compañías y productoras -este año se coproduce por primera vez con Focus y la Sala Atrium de Barcelona, entre otros. De la misma manera ha reforzado la relación con otros festivales europeos para traer espectáculos, la conexión con Iberoamérica, las producciones de autoría catalana, las de jóvenes dramaturgos -con nuevos proyectos propios- o la creación contemporánea. La programación de esta edición consolida la oferta de cine y las propuestas familiares y da más valor al apartado musical.

La amplia programación que se ha presentado incluye la mayoría de las grandes figuras internacionales de las artes escénicas contemporáneas (Peter Brook, Krystian Lupa, Alain Platel, Christoph Marthaler, Brett Bailey, Romeo Castellucci, Jan Fabre, Christiane Jatahy, etc), junto a algunos de los artistas españoles más reconocidos internacionalmente (Angélica Liddell, María Pagés, Israel Galván, Claudia Faci, La Zaranda, etc). También acoge estrenos coproducidos por el festival de algunos de los mejores creadores catalanes, como Lluís Homar, Carme Portaceli, José María Pou, Sol Picó, Jordi Casanovas, Pau Miró, Magda Puyo, etc. Este año se ha reforzado aún más la programación de la nueva creación contemporánea, con nombres como Nao Albet y Marcel Borràs, Lali Ayguadé, El Conde de Torrefiel, Xavier Bobés, Aimar Pérez Galí, La Veronal, Pere Faura, etc.

PROGRAMACIÓN INTERNACIONAL

Temporada Alta ya hace años que se caracteriza por ser puerta de entrada a Cataluña, en el resto del estado y a menudo en Europa, de muchas producciones internacionales, tanto de los nombres consagrados de la escena como de las nuevas voces que van despuntando en varios países. Con el triple objetivo de acercar al público las nuevas corrientes escénicas, de traer profesionales a nuestra ciudad y de poner Cataluña y España en el mapa escénico internacional, este año el festival contará con 36 espectáculos de fuera -5 en el Teatro de l’Archipel de Perpiñán -, de los cuales 26 son de fuera del país y 10 del resto del Estado.

De la nómina de creadores consagrados, muchos de los cuales ya han pasado por el festival, destacan las propuestas de Peter Brook (el gran nombre de la escena internacional que vuelve a Temporada Alta con una versión musical del primer espectáculo que presentó, Le costume), del polaco Kristyan Lupa, el suizo Christoph Marthaler, el lituano Oskaras Korsunovas o Romeo Castellucci, que visita por primera vez el festival. Casi todas estas propuestas son estrenos en el Estado español, configurando una edición única. Pocas veces Temporada Alta ha unido en una misma programación estos nombres, y pocas también lo ha hecho sumando en el apartado de danza nombres de la talla de los coreógrafos Jan Fabre y Alain Platel -con los Ballets C de la B. -, de una de las bailarinas de contemporánea más relevantes de los escenarios italianos, Raffaella Giordano, y de la producción de Shantala Shivalingappa -bailarina de Pina Bausch que ya nos acercó en 2012 Sidi Larbi Cherkaoui- junto al compositor y músico catalán Ferran Savall.

Este año el festival hace una apuesta por la ópera. El sudafricano Brett Bailey nos acerca el que es sin duda uno de los grandes espectáculos de esta edición: su particular visión del Macbeth de Giuseppe Verdi, con 12 cantantes negros y la acción trasladada al centro del África post-colonial. O el Coup Fatal de Alain Platel, en el que destaca la voz del gran contratenor Serge Kakudji.

La programación de circo en esta edición nos trae una de las escuelas de más tradición y a la vez más desconocida por el público: la nórdica. Cirkus Circör llega desde Suecia para hacer su presentación en España con Knitting Peace (Tejiendo la paz), un espectáculo de gran formato en el que lanas y ovillos tejen una metáfora del mundo actual.

CONNEXIÓN IBEROAMÉRICA

Tras consolidarse como puerta de entrada del teatro iberoamericano en Europa, Temporada Alta creó este ciclo el año pasado con el apoyo del programa Iberescena del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. La escena iberoamericana sigue siendo uno de los polos creativos más interesantes del planeta y este ciclo supone un reconocimiento especial a su incansable producción. Este año se presentan cinco espectáculos de cuatro países: Argentina, Brasil, Uruguay y México.

Christiane Jatahy vuelve a Girona tras sorprender el año pasado con Julia, la versión de La señorita Julia de Strinberg. Gracias a la colaboración con el Festival d’Automne de París, Temporada Alta nos acerca esta propuesta basada en Las tres hermanas de Txéchov: E se elas fossem para Moscou? (¿Y si ellas fueran a Moscú?). Un proyecto que se presenta en dos formatos: uno teatral y uno cinematográfico, que suceden en paralelo, y el espectador puede elegir qué versión ver o verlas en días consecutivos. Repite también cartel por tercera vez la compañía mexicana Lagartijas tiradas al sol, con un nuevo espectáculo de teatro documental. El programa iberoamericano también nos acerca nombres que no han pasado nunca por el festival, como es el caso del argentino Sergio Boris, uno de los nuevos valores de la escena porteña, que con Viejo, solo y puto sigue la más pura tradición de Veronese o Tolcachir. También la compañía mexicana Microscopía que, fruto de la colaboración con Jomi Oligor, nos presenta La máquina de la soledad, un espectáculo íntimo, sólo para 50 personas.

Temporada Alta apuesta un año más por los artistas más innovadores y reconocidos de España, presentando en el festival -y participando en su producción- tres proyectos teatrales y dos de danza que son rigurosas estrenos. Junto a nombres como Israel Galván o Angélica Liddell, de La Zaranda o de la bailaora María Pagés, se propone la nueva pieza de una de las creadoras más relevantes de la escena independiente de Madrid, Claudia Faci, con el montaje A-creedores. Además, el festival acogerá el estreno en Cataluña de Ruz-Bárcenas, un texto de Jordi Casanovas dirigido por Alberto San Juan, basado en la reproducción fiel de fragmentos del interrogatorio del juez Ruz al ex-tesorero del PP.

PRODUCCIONES Y AYUDAS A LA PRODUCCIÓN

La situación económica actual condiciona la escasa producción en nuestro país y los pocos medios en que ésta se hace en el mejor de los casos. Temporada Alta ha contribuido siempre a generar producciones que luego, por las fechas del festival, siguen temporada en los teatros de Barcelona y del país. Aunque EL CANAL – Centro de Artes Escénicas de Salt / Girona no está operativo, gracias al entendimiento entre el Ayuntamiento de Girona, la Generalitat de Catalunya y la Diputación de Girona, actualmente el festival puede coproducir algunos de los principales espectáculos del programa. Es el caso de Terra Baixa de Lluís Homar, El President de Bernhard dirigido por Carme Portaceli, Allegro de Cor de Teatre, Monstres de Xavi Bobés, del espectáculo de María Pagés, de la nueva propuesta familiar de Concerts per a nadons (Conciertos para bebés) o de coproducciones internacionales como Impro – Concierto for a dancer (Shivalingappa / Savall), Micro-Shakespeare de Toti Toronell o Tandy de Angélica Liddell, entre otros, hasta un total de once montajes.

Pero además el festival participa en la producción de 17 propuestas más, con salas -este año se incorpora el teatro Àtrium de Barcelona con un espectáculo dirigido por Magda Puyo, Confidències a Alà-, productoras -con Focus el nuevo montaje de Josep Maria Pou, Prendre Partit, con Joel Joan de protagonista- y compañías (Sol Picó, Claudia Faci, Dei Furbi, Le Croupier, La Zaranda, Nao Albet y Marcel Borràs, Orelles de xocolata, entre otros).

INTERNACIONALIZACIÓN DEL FESTIVAL Y DE LA ESCENA ACTUAL

Temporada Alta trabaja desde hace años por la internacionalización de los artistas del país, una herramienta cada vez más necesaria para superar las dificultades de financiación del sector y de visualización internacional de los proyectos nacionales, y a la vez una oportunidad para generar el intercambio artístico entre creadores de primer nivel.

Coincidiendo con la Semana de Creación Contemporánea, desde el año 2011 Temporada Alta organiza la Semana de Programadores, donde se concentran espectáculos de lenguajes no textuales con el objetivo de congregar programadores extranjeros en torno a la programación y unos encuentros profesionales. Del 20 al 23 de noviembre, el festival propone producciones de algunos grandes artistas reconocidos internacionalmente (Angélica Liddell, Jan Fabre, Romeo Castellucci, Israel Galván) junto a otras propuestas de artistas y compañías del país con proyección internacional (La Veronal, El Conde de Torrefiel, Pere Faura, Xavier Bobés / Playground, Lali Ayguadé) y con otras compañías jóvenes que aún no han entrado en este mercado (Nao Albet y Marcel Borràs, Aymar Pérez Galí, María Campos). En colaboración con El Graner, centro de creación vinculado al Mercat de les Flors de Barcelona, continúa el proyecto #FF80, un programa de seguimiento y apoyo a toda una generación de jóvenes coreógrafos nacidos alrededor del año 80 y que han realizado su formación y han comenzado su carrera con un pie en casa y otro en algún país extranjero. Además, estos días, el festival pone en contacto a los programadores visitantes y los artistas y genera encuentros y presentaciones en showcases para presentar proyectos de futuro, con el objetivo de generar financiación y explotación para los espectáculos. La Semana de Programadores se hace en colaboración con el Instituto Ramon Llull y con la participación de algunos de los principales teatros y equipamientos internacionales.

Además de la organización de la Semana de Programadores, Temporada Alta participa en todo tipo de proyectos que puedan ayudar a los artistas propios a internacionalizarse y que ayuden al propio festival a estar presente en el circuito internacional, para crear vínculos que permitan en el futuro la coproducción y presentación de proyectos del país. En la presente edición, el festival coproduce con socios internacionales el espectáculo de Toti Toronell, el de Shivalingappa / Savall y Monstres de Xavier Bobés (Playground), y presenta coproducciones internacionales de dos creadores catalanes: L’incontro de Raffaella Giordano y María Muñoz (coproducción del Théâtre des Bernardines y el festival DANSEM de Marsella), y Sin baile no hay paraíso (mi historia de la danza) de Pere Faura (coproducción de la Comedie de Valence).

AUTORÍA CATALANA Y JÓVENES CREADORES

La nueva generación de autores catalanes, de todos los estilos y géneros, ha tomado el relevo en las carteleras teatrales del país en las últimas temporadas y ocupa un espacio destacado en la mayoría de teatros públicos. Este es el mejor síntoma de la buena salud de nuestra dramaturgia que actualmente agrupa autores más consolidados junto a nuevas voces, tanto en el campo de la creación contemporánea como en el de la autoría textual. Temporada Alta contribuye un año más a la proyección de los autores catalanes: de las 90 propuestas programadas, 52 son de autoría catalana. El festival organiza por primera vez la Semana de la Dramaturgia, que bajo la coordinación de Jordi Casanovas reunirá en Girona un buen grupo de dramaturgos. Participarán en el encuentro Guillem Clua, Marilia Samper, Pau Miró, Marc Rosich, Cristina Clemente, David Plana, Llàtzer García, Marta Buchaca y Marc Angelet, además de Jordi Casanovas y otros dramaturgos invitados. La programación de esta semana incluye el estreno de Terra Baixa i Lluís Homar, un muy buen ejemplo de lo que puede ser la adaptación de un clásico, y una serie de lecturas de otras versiones de clásicos generadas por algunos de los autores participantes.

La joven creación está presente este año en la programación con los nuevos espectáculos de Nao Albet y Marcel Borràs, Xavi Bobés, Joan Yago, La Calòrica, Marc Artigau, Ferran Utzet, Alicia Gorina, o el colectivo Parking Shakespeare, y con el proyecto IT – Emergents que se ha desarrollado conjuntamente con el Festival Grec y FiraTàrrega para promover nuevos talentos salidos del Institut del Teatre.

Repite con su cuarta edición el Torneo de Dramaturgia Catalana, una competición con fase previa, semifinales y final que se ha consolidado rápidamente como una de las propuestas más esperadas por el público y con más éxito del festival. En esta cuarta edición seguimos contando con una buena selección de autores participantes: Iván Morales, Carles Mallol, Toni Gomila, Manel Dueso, Daniela Feixas, Rodolf Sirera, Álex Mañas y Roger Peña. Y con la voluntad de generar espectáculos que potencien la joven dramaturgia, el festival presentará el espectáculo Llibràlegs, que se podrá ver en cuatro bibliotecas de Girona, construido a partir de textos de Marc Artigau, Josep Maria Miró, Pau Miró y Jordi Prat i Coll.

MÚSICA EN TEMPORADA ALTA

Aunque Temporada Alta es fundamentalmente un festival de artes escénicas, la música siempre ha tenido un papel relevante y ofrece una programación variada en la ciudad. Este año, Le Croupier -en coproducción con el festival- presenta su nuevo trabajo en formato escénico. Esperança Dinamita es un homenaje a las vedettes y al Paralelo barcelonés (el espectáculo posteriormente se podrá ver en El Molino de Barcelona). En el ámbito nacional destacan además las presentaciones de nuevos trabajos de Vetusta Morla, Adrià Puntí -con canciones de su próximo disco-, de Sílvia Pérez Cruz con Raül Fernandez Miró – presentaran su granada- y de Els amics de les arts, entre otros.

Dulce Pontes lidera el apartado internacional con el estreno en Catalunya de su nuevo repertorio, Puertos de abrigo -después se presentará en la Fira Mediterrània de Manresa. Y el festival contará con las actuaciones destacadas de Yann Tiersen (compositor de la música de la película Amélie) y el nigeriano Bombino. Vetusta Morla pasará por Girona en la gira de presentación de su nuevo cd, La deriva.

En esta edición, y más que nunca, un buen número de espectáculos de teatro y danza presentes en el festival incorporan la música como elemento esencial de la propuesta. Sería el caso en el ámbito internacional de Coup Fatal, Macbeth, The suit, King Size, PaGAGnini o Impro – Conciert for a dancer, o en el caso nacional del nuevo espectáculo de Cor de Teatre, Allegro, o de la Trilogía Mozart de Dei Furbi.

CINE EN UN FESTIVAL DE TEATRO

Dos espectáculos marcan las relaciones entre teatro y cine como eje vertebrador de esta línea de programación. La versión cinematográfica de Y si ellas fueran a Moscú? se realiza en directo a partir de las grabaciones que en el mismo momento se hacen de la obra de teatro de Christiane Jatahy. Y el documental Peeping Tom de Michael Powel se podrá ver los mismos días que Alicia y Àlex Gorina nos presenten su lectura a través de una conferencia teatralizada. Además, en Temporada Alta se podrán ver dos estrenos de cine en Catalunya: Murieron por encima de sus posibilidades de Isaki Lacuesta, y La Fossa de Pere Vilà, en los Cines Truffaut, tras sus respectivas presentaciones en los festivales de Donosti y Sevilla.

PROGRAMACIÓN FAMILIAR

Temporada Alta hace una clara apuesta por llegar a todos los públicos, también a los más pequeños. Este esfuerzo se refleja también en la producción de espectáculos, con la nueva propuesta de Concerts per a nadons y Orelles de xocolata, dos espectáculos de participación dirigidos a bebés y niños respectivamente. Además, se estrenan las nuevas producciones de la compañía de títeres y objetos La Baldufa, que nos acercan Pinocchio, y Sifó, con Mauüra, la hija de la tierra; y se programan compañías de primer nivel en este ámbito: Manolo Alcántara, con Rudo, La casa flotante de La Maquiné y Dot de Cía. Maduixa. Pero hay también espectáculos que se consideran para toda la familia, tales como Paganini y Bombollavà, de Pep Bou, además de la propuesta de circo Kniting Peace, Allegro de Cor de Teatre y La carta de Paolo Nani.

LA FUNDACIÓN LA CIUTAT INVISIBLE, MÁS PRESENTE EN EL FESTIVAL

Temporada Alta continúa explorando nuevas fórmulas de financiación y de relación con los sectores económicos y sociales del territorio. En este sentido la Fundación La Ciutat Invisible se implicará este año organizando actividades profesionales. En este sentido, el Círculo CT, dependiente de esta fundación, ha trabajado durante los últimos meses con un equipo de empresarios para fomentar el encuentro entre cultura y empresa. Además, la aportación económica de los empresarios que forman parte de El Círculo CT ha permitido pagar uno de los espectáculos internacionales de la programación de este año, en concreto, la ópera contemporánea Macbeth.

También se organizará el Arts Lab Temporada Alta, un concurso internacional de ideas de negocio y foro de inversión de la industria de las artes escénicas, y una Jornada sobre Público Familiar para profesionales, organizada con la Asociación Teatro para todos los Públicos. Charlas, lecturas, mesas redondas y ensayos abiertos son algunas de las actividades complementarias que propone el festival durante los más de dos meses de duración.

Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba