Sidebar

30
Lun, Nov

Teatro-Circo-de-AlbaceteSegún las investigaciones que ha realizado el albacetense Javier López-Galiacho, profesor titular de la Universidad Rey Juan Carlos y presidente de Amigos de los Teatros Históricos de España (AMIThE), el Teatro Circo de Albacete de 1887, que cumplirá el 7 de septiembre de este año su 130 aniversario, es la muestra más antigua del mundo en arquitectura teatral circense operativa para realizar espectáculos de estas dos artes. Por tres meses gana en antigüedad al Teatro Circo Carré de Ámsterdam. Asimismo le hace singular en el mundo ser el único edificio teatral circense que mantiene una estructura de columnas de hierro y arquerías con decoración neo árabes y escritura cuneiforme en su interior.

 

Los resultados de esta investigación del profesor López-Galiacho, quien lideró el movimiento ciudadano para recuperar el Teatro-Circo de Albacete, se presentarán en una conferencia el 24 de abril a las 18.30 horas dentro del Aula de la Experiencia (ALUEX) en el salón de actos de la Diputación de Albacete, bajo el título "Teatro Circo de Albacete, patrimonio mundial de la arquitectura teatral circense".

Si bien hay edificios circenses más antiguos como el Cirque D´Hiver de Paris (1852), el de Reims (1865), el Albert Hall de Londres (1871), el de Amiens de 1874, el Cinelli de San Petesburgo (1877), el Circo Nikulin's de Moscú (1880), el de Albacete es el único que puede calificarse de arquitectura para teatro y circo, manteniendo caja escénica, escenario teatral y pista circense donde se celebra su Festival Internacional de Circo.

En España es el único teatro circo dentro de los de su género que sigue operativo. El resto de los teatros circos, pero sin pista circense, son los siguientes: el Teatro Circo Villar de Murcia de 1892, el de Orihuela de 1907, el Apolo de El Algar en Cartagena de 1902, el Marte en la isla canaria de La Palma de 1871, y el Teatro Circo de Puente Genil de 1902.

La recuperación en 2002 de la fisonomía de teatro y circo del coliseo de Albacete que tuvo hasta su conversión en sala teatral en 1919, y su impresionante decoración neo árabe, única en el mundo, le hace el espacio de arquitectura teatral-circense más antiguo y singular de los escasos que aún siguen en pie.