Sidebar

12
Mar, Nov

Y no es coña | Carlos Gil

Queremos ofrecerles una sección de secciones, un lugar para la opinión. Las críticas de espectáculos tienen ya su lugar apropiado, pero desde este momento iremos incorporando la firma de personas que analizarán el mundo de la cultura y muy especialmente el de las Artes Escénicas desde todos lo puntos de vista. Desde la creación a la gestión, con voces de esta parte del Atlántico y de allí, abriéndonos a todas la sugerencias, a todas las dramaturgias, a todas las miradas, a todas las tendencias.

En nuestra intención de convertir en un auténtico periódico diario de noticias relacionadas con las Artes Escénicas, hemos considerado que esta parte le puede dar el tono que necesita esta parte del mundo de la Cultura tan propenso a la autocomplacencia. Somos conscientes que en una amplia mayoría de las noticias que les ofrecemos, lo que hacemos es convertirnos en una especie de correa de transmisión, unos amplificadores de unas ruedas de prensa, unos comunicados, en donde la ausencia de crítica, aunque sea mínima, es una constante. Es más, sentimos que muchas veces lo que hacemos son una especie de publirreportajes camuflados de noticias. Y seguiremos haciéndolo, no tenemos medios suficientes para poder estar en todas las partes del mundo haciendo información contrastada. Además, debemos colaborar con las oficinas de prensa, con las empresas que llevan la comunicación de compañía, teatros o eventos. Y nuestro ideario principal es contribuir a la promoción y difusión de las Artes Escénicas, de la cultura expresada en vivo y en directo.

Precisamente para compensar la propaganda y publicidad acrítica que crea un espacio tan neutro que no tiene contrastes, que muere de mediocridad y conformidad, queremos entrar en una nueva etapa, en donde además de las críticas aleatorias que publicamos de espectáculos o eventos específicos, analicemos lo que sucede, lo que nos sucede, que podamos descifrar claves de comportamiento de instituciones, asociaciones, festivales, que podamos adelantarnos en la parte teórica del futuro inmediato, para que se puedan acomodarse las prácticas.

Nosotros vamos a proponer unas voces que irán apareciendo en días sucesivos, pero quedará siempre abierta una sección para toda persona que crea que debe intervenir en el debate, y la manera será muy fácil, mandando o bien como carta al director, o bien como colaboración, su opinión, su réplica, su aportación. Todas serán bien recibidas, solamente filtraremos lo que huela a auto publicidad o que insulte a personas o instituciones. Queremos profundidad, crítica, argumentaciones y posibilidades de crecer conjuntamente. Como tantas veces repetimos, nosotros existimos porque ustedes nos leen, nos siguen, nos apoyan y ahora les pedimos en esta etapa, más colaboración, más implicación. Estamos a su servicio.