El Chivato

‘Elektra.25’, ‘Huesos de madera’, ‘Las furias’ y ‘Cris, pequeña valiente’ obtienen los principales Premios Lorca de Andalucía

El Teatro Alhambra de Granada acogió la gala de entrega de premios

Con el apoyo de la Fundación SGAE y la colaboración de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico, la Academia de las Artes Escénicas de Andalucía entregó ayer los VIII Premios Lorca en el Teatro Alhambra de Granada.

Tras dos años suspendidos a causa de la pandemia, estos Premios Lorca han sido los más repartidos de su historia. El espectáculo ‘Elektra.25‘, de la compañía sevillana Atalaya, ha recibido el premio Lorca al mejor espectáculo de teatro. Además, la actriz Silvia Garzón se ha hecho con el premio a la mejor actriz por su interpretación de la heroína mitológica y Alejandro Conesa el galardón a la mejor iluminación, dándole el tercer Lorca a ‘Elektra.25’, dirigido por Ricardo Iniesta.

El apartado de danza ha tenido dos premios paralelos. El Lorca al mejor espectáculo de danza ha sido declarado ex aequo entre la obra ‘Huesos de madera‘ de Marcat Dance y ‘Las furias’ de SilencioDanza. Así mismo el mejor intérprete masculino de danza ha sido para el bailarín Mario Bermúdez Gil, de ‘Huesos de madera’ y la mejor bailarina ha sido Nieves Rosales por su trabajo en ‘Las furias’.

El mejor espectáculo de flamenco ha sido la producción presentada por Marco Vargas & Chloé Brûlé y Elena Carrascal, ‘Los cuerpos celestes‘, que suma dos galardones al recibir también el premio a la mejor intérprete femenina de danza flamenca para Chloé Brûlé.

La obra que conmemora la gesta de la circunvalación del planeta Tierra producida por Teatro Clásico de Sevilla ‘La Odisea de Magallanes-Elcano’ ha obtenido dos galardones: el de dirección para el dramaturgo Alfonso Zurro y el Lorca a la escenografía para el épico trabajo de Curt Allen Wilmer y Leticia Gañán.

Cris, pequeña valiente‘ de El Espejo Negro, dirigida por Ángel Calvente, ha recibido el Lorca al mejor espectáculo para la infancia y familiar por esta obra que aborda la transexualidad de forma directa.

En la categoría de Circo ha habido otro ex aequeo, repartido entre las compañías Lapso Producciones y Malabert, por ‘Creatura’, y Laviebel, con ‘Babylon Cabaret‘. Por su parte, el premio al mejor vestuario ha recaído en Laura León por sus creaciones para ‘Babylon Cabaret’.

La compañía La Maquiné se ha hecho con el Premio al espectáculo de Calle por su obra ‘Parade, el circo de los valientes’.

Continuando con el palmarés, el cordobés Juan Carlos Rubio, ha obtenido el Premio a la mejor autoría por ‘La isla‘ y el catalán Paco Mir ha recibido el premio a la mejor adaptación por su versión de la obra de Lope de Vega ‘El perro del hortelano‘.

El actor Santi Rivera se ha hecho con el premio a la mejor interpretación masculina por su monólogo en la obra ‘Primus circumdedisti me. Corazón y delirio de Fernando de Magallanes’ de Imperdible Artes Escénicas.

El coreógrafo y bailarín Daniel Doña se ha llevado el galardón a la mejor coreografía por su obra ‘Retrospectiva 2.0′ de DDCdanza y el bailaor Eduardo Guerrero el de mejor intérprete masculino de danza flamenca por su espectáculo ‘Debajo de los pies‘.

El premio a la mejor autoría musical ha sido para Iván Monje por su composición de la obra ‘Demo, la elegía del momento‘, de The Nose Theatre, y por último, el Premio Lorca Revelación ha ido a parar a los jóvenes de Induoteatro Producciones y su obra ‘Broken play‘, un prisma sobre el que se reflejan las nuevas generaciones con sus fragilidades, frustraciones y dolor que terminan desembocando en el acoso.

Premios de Honor

En el marco de los VIII Premios Lorca, la Academia ha entregado el Premio Lorca de Honor a la actriz, directora y dramaturga Sara Molina, representante de la vanguardia teatral andaluza y española: sus más de 30 años de carrera han sido una continua investigación y búsqueda de nuevos lenguajes escénicos. Fundadora y directora de la compañía Q Teatro ha realizado más de 40 puestas en escena que ha combinado con su labor docente.

Hombre total del teatro, catedrático, dramaturgo, director de escena, productor y sobre todo, actor, Roberto Quintana lo ha sido todo en el teatro andaluz. Impulsó compañías como Teatro del Mediodía y Esperpento. Fue el primer director del Centro Andaluz de Teatro y desde siempre ha combinado su pasión por la interpretación con el estudio y la gestión teatral. Ha dado vida a más de 60 personajes tanto en la escena andaluza como española.

Durante la gala se han entregado también el Premio Lorca a la Difusión de las Artes Escénicas al periodista Manuel Pedraz, que tras cuarenta años de profesión dedicado a la cultura se jubiló la semana pasada. Por otro lado, el premio Lorca Programador ha recaído en José García, responsable del Departamento de Artes Escénicas en la Delegación de Cultura.

Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba